viernes, 28 de noviembre de 2014

Cambiar Caravana por Autocaravana, misión imposible?

Ya hace algún tiempo que nos decidimos cambiar nuestro querido caracol. De caravana a autocaravana, parece misión imposible aunque no del todo. El post de hoy es un desahogo ya que encontrar un posible cambiador, a "bote-pronto", parece un tanto complicado. Parece misión imposible pero es simplemente difícil. En todo este tiempo me he encontrado de todo. Cambiar de vehículo es algo totalmente normal pero lo que no es normal es encontrar dos personas con caravana y autocaravana al gusto de ambos.


Con una caravana así no se tiene prisa :-)

Si, cambiar el vehículo es lo que acaba haciendo todo campista, los motivos son muy variopintos:

  • Abandono de la actividad campista
  • Compra de un elemento igual, similar o totalmente diferente pero nuevo.
  • Cambio de estatus familiar. Os suena la frase mis hijos ya no quieren viajar conmigo? 
  • La familia crece y ahora ya no es tan útil un vehículo tan pequeño.
  • Cambio de hábitos campistas. Como me encuentro yo actualmente, el numero de km y paradas que hago por el camino una autocaravana puede que me sea un gran aliado o viceversa que un uso pobre de una autocaravana no valga la pena mantener un segundo vehículo.
  • Un último motivo, aquel que no se me ocurre pero también existe :-)

Pero que hacemos habitualmente cuando decidimos cambiar nuestro vehículo? algo elemental, vender para comprar. Pero, exceptuando los dos primeros motivos comentados mas arriba, porqué nunca nos planteamos un cambio con otra persona? 
Investigando un poco el mercado, mi primera opción siempre fue un cambio, me he encontrado con gente que si lo ha podido hacer incluso yo mismo me he encontrado con alguna oferta sobre la mesa. 
Pero si lees esto y estas pensando cambiar tu vehículo tienes que saber que no es tarea fácil porque:
  1. Buscar tu elemento de acampada no es sencillo, menos aún es que encuentres un cambio justo al modelo que estés buscando.
  2. Seguramente tu "cambiador" está en tu misma situación, hay que tener comprensión mutua.
  3. Se amplio de miras, ten claro que quieres pero no te pongas muchas trabas, de lo contrario pasarán muchas oportunidades de las que podrías haber cerrado un "trato"
  4. Los ajustes económicos son complicados, ambas partes deben ser pacientes en la negociación. Buscar una tasación objetiva en este mercado es muy complicado!

Yo he podido vender mi caravana y no lo hice por muchos motivos, simplemente no terció (nunca he cerrado la puerta de la venta). También he podido cambiar pero tampoco interesaba, o bien no entrabamos porque era un vehículo muy pequeño o era una autocaravana demasiada nueva y nuestro presupuesto no llegaba.

Espero que tarde o temprano consiga documentar en este blog mi experiencia con un cambio, seria emocionante. Seria emocionante explicar como me adapto a una nueva forma de campismo. 

Y tu piensas que lo tengo difícil? Has hecho algún cambio? explica tu experiencia.

;-)

Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...